CULTURE | , , ,

#lamonoPLEASURES: last monkey, un asiático con espíritu canalla



Last Monkey es único en su especie; el fruto de la idea de un chef italiano, que decidió montar un restaurante asiático en Sant Antoni. Tras viajar por el mundo y casi dos décadas instalado en Barcelona, Stefano Mazza se lanzó y apostó por los sabores exóticos con una fusión entre las gastronomías china, coreana y japonesa. Pequeñito, cálido y moderno, el local está ubicado a dos minutos del nuevo mercado y te recibe con los brazos abiertos. De su cocina, salen creaciones jugosas, de sabores potentes, picantes y con una presentación deliciosa.

Nada de lo que pruebes en Last Monkey te parecerá corriente; cada plato tiene un toque canalla que lo hace distinto. Las bravas, por ejemplo, llevan tandoori y alga nori, inspirándose en la cocina coreana, y el edamame viene con un aceite picante Sichuan y chalota crujiente, para así crear varias texturas. Si no te gusta nada el picante, este no será tu sitio favorito, ya que la mayor parte de los platos tienen algún grado de picante (muy soportable). Nos encantó el kimchi de pepino con chili gochugaru coreano y sésamo, así como los boquerones con algas fritas y especias japonesas (ambos platos picantillos).

Su carta está compuesta por tapas que puedes compartir (o no). Nosotras siempre apostamos por compartir y así probar el máximo de cosas. Los boquerones fueron seguidos de la berenjena confitada en soja y aceite, con salsa sweet chili y cebollino. Puede que al verla en la carta no llame especialmente tu atención, pero recomendamos fuertemente probarla, porque está súper rica (en este caso, fue duro compartir). Entonces llegó uno de los platos fuertes: la sopa con gyozas rellenas de carne y col y cocinadas en caldo oscuro, cardamomo negro, soja y chili oil. No quedó ni una gota de caldo.

Después nos refrescamos con una ensalada de algas y espinacas con vinagreta de sésamo y vermicelli de soja muy original. Pero si algo nos sorprendió a la vista fueron los Gyozellini, una especie de tortellini rellenos y crujientes que venían en un pincho y recubiertos con mayo de kimchi. Por último, su apuesta más arriesgada, el Monkey ‘Mapo’ tofu, una preparación de tofu tierno a la “bolognesa” especiada al estilo Sichuan. Lo acompañamos de arroz blanco, ya que el sabor de la bolognesa es intenso, para contrarrestar el sabor más neutro del tofu. El manjar culminó en un postre especial, inspirado en los ingredientes filipinos, de color violeta y muy refrescante. Aparte de maravillarte con sus creaciones, en Last Monkey no te vaciarán los bolsillos. Lo precios son muy asequibles y el ambiente familiar que se respira hará que no dudes en repetir. Nosotras ya lo estamos deseando.

Si quieres saber más sobre nuestras experiencias gastronómicas síguenos en Instagram: @lamonopleasures

  • newsletter & social

  • advertisement

También te puede interesar.

jueves, octubre 11th, 2018

reality bites: los art attacks de filthy lucker

- ART CULTURE Sculpture Society -
miércoles, octubre 10th, 2018

#lamonopleasures: Un segundo ciclo de charlas Fast Talks en el restaurante Bicnic

- Agenda CULTURE EVENTS -
martes, octubre 9th, 2018

arte de hoy, marcado por el ayer, preparado para el mañana: llega Kronos Art BCN

- ART CULTURE -